INTERPRETACIÓN

Ofrezco servicios de interpretación entre el inglés y el español para organizaciones del sector público y empresas, tanto en Bristol como en los alrededores. Como empleada directa del Ayuntamiento de Bristol (Bristol City Council) en calidad de intérprete, me rijo bajo su código profesional como por su código de ética, cuyos principios clave se explican a continuación.

> Confidencialidad

Nada de lo que se mencione en el aula será repetido por el intérprete fuera de la misma. Me apegaré a las normas de protección de datos para el almacenamiento de notas en computadora o papel a fin de garantizar la confidencialidad. Toda información y notas privadas serán eliminadas después de recibir el pago y la satisfacción del prestador de servicios y el cliente.

> Exactitud palabra por palabra

El dialogo se interpretará palabra por palabra. Nada se aumentará ni nada se omitirá. Se interpretará todo lo que se hable, incluyendo las conversaciones entre los prestadores del servicio y las conversaciones entre los usuarios del mismo.

> Imparcialidad

Como intérprete, prestaré igual atención tanto al usuario del servicio como al prestador del mismo. Seré imparcial y justa. El ‘Yo’ es una forma neutral del lenguaje empleada por terceras personas y no desempeña ninguna función en las decisiones tomadas por el prestador de servicios o el cliente.

> No defensa

No realizaré intervención en la entrevista a menos de que algún asunto o malentendido requiera aclaración. No ofreceré ningún consejo en calidad de intérprete.

> Puntualidad

Me presentaré a cada cita con al menos 10 minutos de antelación, y en circunstancias excepcionales en que prevea algún retraso, avisaré por teléfono.

>Interrupción únicamente para clarificar

Los intérpretes están obligados a solicitar la clarificación de las palabras o frases que no comprendan. Es posible que interrumpa la entrevista si a mi parecer el cliente no entiende los conceptos que se le están explicando. Esto puede suceder debido a la falta de conocimiento de las costumbres y prácticas británicas, en lugar de ser un problema lingüístico.

css.php